lunes, 11 de abril de 2011

TerNura



20 comentarios:

El Drac dijo...

Ése instante es irrepetible, auqnue acudan a repetirlo los mismos personajes. Un abrazo

Gerardo dijo...

Ternura es cruzar mi mirada con la tuya.

Ternura es lo que siento cuando rozo tu piel y sé que eres real.

Ternura es besarte y que el tiempo se detenga.

Ternura es contemplarte en silencio mientras duermes.

Ternura es estrechar tu cuerpo y aspirar tu aroma.

Ternura la que siento cuando te escucho tararear una canción.

Ternura es abrazarte y saber que somos una sola persona.

Ternura es tener la certeza de que sabes que te quiero.

Ternura es preocuparme si tú estás preocupada.

Amor es lo que siento por ti.

TORO SALVAJE dijo...

Hoy me has derretido.
Muakkkkkkkkkk.

Uka. dijo...

Seguro que esas losas comenzaron a hervir a partir de ese hermoso instante-de amor del bueno-
Un placer es leerte siempre.
Besos.

Fibonacci dijo...

Tremendo poema...he disfrutado como un enano...mis felicitaciones por él y gracias por hacernos participe de él...un besote

claudia dijo...

Ternura y eternidad sólo pequeños instantes que perduran en el abrazo, màs allá de los ciclos o el espacio. Increíblemente, tierno. Besos

Cecilia dijo...

Ay Ana, ay .. ay
"la hemos vuelto a hallar,
qué ? la eternidad !
es la mar mezclada con el sol"

haces poesía del mejor nivel ..
ese instante tuyo (vuestro)
algunos recuerdos me trae.

Besos querida.

Yessi dijo...

Y es justamente en esos pequeños instantes cuando comprendemos lo que significa esa "eternidad", la belleza y la magia de aquello que logra traspasar nuestra alma.

Es muy agradable venir a leerte.

Feliz semana.

andré de ártabro dijo...

No se pueden agotar los ciclos mientras el calor de los cuerpos moldeados con los brazos
fundan de las aceras baldosas
y las huellas de los pies
queden por siempre marcados
y con tanta ternura hasta el bordillo se cae, y convertís la acera en una calzada romana
para que os alcance Cupido aunque no tuviera alas.
Un beso

Julie dijo...

Muy buena poesía de amor, además de filosófica ana, me ha encantado leerte. Un beso.

Ernesto y Felisa dijo...

...como he disfrutado leyéndote,...claro que no nunca habrá suficiente espacio para esos instantes tan densos en los que caben vidas...

Si la ternur es el mar mezclado con el sol, es un azul indeterminado mezclado con un amarillo cambiante..., la ternura es de un verde indescriptible.
¿no crees?

Besos, Ana.

Felisa
Gracias por esta delicatessen.

FRANZ dijo...

Y ternuras son tus letras mi querida Ana.
Hermoso y conmovedor, un abrazo

escarcha dijo...

cuanta belleza y amor en este post!
muy bueno Ana!
la imagen también merece su crédito porque es hermosa!
un saludo mujer

Poetiza dijo...

Ana, un istante que en este hermoso poema esta encerrado. Bello leerte amiga. Besos, cuidate.

Quino dijo...

La ternura es una actitud que sugiere cuidado, protección, ayuda y donde uno de los elementos de la relación se muestra débil, indefenso, y el otro le presta, sin pedir nada a cambio, toda su fuerza bien sea corpórea o interna. Pero, nada mejor que estos versos que con gran sensibilidad publicas, Aniña.

Disfruta de esos momentos, y que en un futuro inmediato, sean todavía más enternecedores.

Besiños desde el Noroeste.

Ana Galindo dijo...

Querido Quino. Sobre tu comentario tengo que expresar...¡que me parece disparatado! En mi opinión y sentimientos, nada que más lejos de la realidad que tu visión frente a la mía. ¿Que tendrá que ver la ternura con la dependencia? Creo que te lías un poco, querido.

Pienso que se pueden interpretar muchas cosas, pero que ésta precisamente NO.

Besos

Taty Cascada dijo...

Ana:
Esto es romanticismo con belleza...No existe más preciado minuto de vida, que cuando nos abrazamos a ese cuerpo que amamos con ternura y cariño. Sentimos en nuestro cuerpo su calor, y esa infinita certeza, que es allí donde deseamos permanecer el resto de nuestra vida.
Un beso para ti.

Quino dijo...

Hola Aniña!!!

Me he explicado mal, lo que quería decir es que cuando el amor se considera como el conjunto de sentimientos que intensifican las relaciones interpersonales del ser humano que, partiendo de su propia insuficiencia, desea el encuentro y unión con otro ser que le haga sentirse completo. Por otra parte, el que ama desea y anhela el bien y la felicidad del ser amado, es por esto que no daña ni esclaviza a lo que se ama y hay una actitud cariñosa y protectora hacia alguien”. Presupone, pues, dos cualidades: afecto y protección.

Por lo tanto, reconozco que me he equivocado... no sé en que estaría pensando.

Mil perdones... sabes que si me salgo de la materia, no es mi intención. No soy así. Por lo demás, he escrito un tema en consonancia con la S. Santa, pero nada más. Ya que conozco varias rutas de lo que publiqué y es un esbozo sobre ello. Sin más por hoy... lamento el malentendido.

Besos desde mi tierra lucense.

Marisa dijo...

La ternura encandila
el corazón y palpita
cada vez que tocan
a su puerta para
ofrecer cobijo.

Un abrazo muy tierno.

Rafael Mulero Valenzuela dijo...

Querida Ana: ya conoces la preocupación que siento por la pérdida de la ternura, y tu me la quitas con este bello texto.
Un beso